Rinden homenaje a paramédicas asesinadas

Cruz Roja Mexicana no dará ni un paso atrás en su compromiso de servir a la comunidad, pero exige respeto hacia todos sus elementos para poder seguir cumpliendo esta misión, aseguró el Delegado Estatal de la institución, José Miguel Bejos, al encabezar un homenaje a Norma Angélica Vázquez Becerril y Virginia Hernández Garduño, mujeres paramédico asesinadas la noche del sábado en una obra hidráulica del municipio de Nezahualcóyotl, donde prestaban servicio de atención prehospitalaria a los empleados de la compañía constructora.

José Miguel Bejos externó el absoluto rechazo de la institución a este cobarde crimen que privó de la vida a dos valiosas mujeres, profesionales de la salud, paramédicas de Cruz Roja Mexicana que cumplían con su trabajo, comprometidas a favor de la sociedad y madres de familia que dejaron en la orfandad a dos menores.

“Confiamos en que las instituciones de Justicia del Estado de México esclarezcan este lamentable hecho y detengan inmediatamente al o los responsables”, enfatizó, y anunció que el Presidente Nacional de Cruz Roja Mexicana, Fernando Suinaga Cárdenas, se encontraba en ese preciso momento en la capital mexiquense, “tratando personalmente con nuestras autoridades gubernamentales la situación que atraviesa nuestra institución en estos difíciles momentos”.

“Las mujeres y los hombres que integramos Cruz Roja estamos en todos lados y en todo momento para ayudar a los demás; Cruz Roja se mantiene firme y refrenda sus principios de imparcialidad y neutralidad. Nosotros no somos parte de ningún conflicto, estamos ahí para ayudar a quien lo necesite, sin importar quién sea, sin distinción de ninguna especie. Exigimos se respete la vida de nuestros compañeros y compañeras”, precisó.

El Delegado Estatal se reunió en privado con los familiares de Virginia Hernández Garduño a quienes les refrendó que, al igual que a los familiares de Norma Angélica Vázquez Becerril, Cruz Roja Mexicana Delegación Estado de México les brindará todo el apoyo económico y jurídico y les acompañará en todo momento para enfrentar este duro momento.

“Hago un llamado a todo el personal de nuestra institución a mantener vivo el espíritu de Norma Angélica y Virginia, y siempre transmitir a sus familiares, pero sobre todo a sus hijos, que sus madres fueron grandes mexicanas, y que dedicaron sus vidas al servicio de los demás”.

Indicó que Norma Angélica y Virginia son claro ejemplo de la entrega permanente de quienes integran la Delegación Estado de México de Cruz Roja; “porque aquí sabemos que para servir a la sociedad hay que estar dispuestos a entregarnos en cuerpo y alma, como ellas lo hicieron”, acotó.

“Gracias a Norma Angélica y a Virginia por los años que regalaron a la Cruz Roja Mexicana, pero más agradecidos estamos con sus familiares, con sus padres, quienes fueron capaces de bridar a esta institución y a toda la sociedad del Estado de México a estas valiosas mujeres, a las cuales hoy despedimos físicamente, pero a quienes siempre llevaremos en el corazón”, concluyó José Miguel Bejos.

A este homenaje asistieron elementos de todas las delegaciones de Cruz Roja en el Estado de México y de la Ciudad de México, el Coordinador Nacional de Socorros, Isaac Oxenhaut Gruzco, corporaciones de protección civil municipal y bomberos así como el personal adscrito a la Delegación Ixtapaluca, a la que ambas pertenecían, familiares y amigos de Norma Angélica y Virginia, a quienes despidieron con un sentido aplauso con el que reconocieron su valor y entrega al servicio de los mexiquenses.