Inicia primer curso básico en el estado de grupo K-sar

Inicia primer curso básico en el estado de grupo K-sar

Con la presencia de la Licenciada Paula Saukko de Murrieta, Presidenta del Consejo Directivo de Cruz Roja local, la mañana del pasado jueves19 de junio,  dio inicio el primer Curso Básico de Grupo K-sar en Puebla, bajo la dirección del T.U.M. Alejandro Estupiña Cuevas, subcoordinador de socorros y coordinador del grupo de rescate canino de Cruz Roja Delegación Estatal Puebla.

K-sar, es un grupo de búsqueda y rescate canino, que tiene como fin servir a la sociedad y apoyar a las autoridades en casos de desastre; estos binomios son entrenados para localizar personas con o sin vida extraviadas en montañas, derrumbes, ríos o lagunas. Así como en la búsqueda de evidencia policial y rastreo en grandes áreas.

En su participación, la Lic. Paula Saukko, resaltó que de grupo K-sar es esencial en cualquier desastre como; el terremoto en Haití y el ocurrido en México en el año de 1985, agregó que, a pesar de estar en una época llena de avances tecnológicos siempre se necesitará del apoyo de este grupo y las habilidades de sus perros y entrenadores, finalmente  agradeció el esfuerzo de los coordinadores, deseándoles un éxito rotundo.

El curso, duró cuatro días y estuvo a cargo del instructor Mario Chan Durán, Coordinador Técnico de la Unidad K-sar de Panamá, y de Willy Alberto Badillo Monge, miembro voluntario de grupo K-sar en Cruz Roja costarricense,  las sesiones comenzaron desde las ocho de la mañana y abarcaron cinco lecciones de temas operativos a fin de capacitar a mas binomios.

La clausura del curso de Grupo K-sar se llevó a cabo este domingo, en la Escuela de enfermería de Cruz Roja, donde se entregaron los reconocimientos de Perros Aptos, destacó el binomio de Fausto Martínez Chávez, quien logró la certificación de Perro operativo, la Lic. Paula Saukko, brindó un obsequio a todos los participantes como muestra de amistad con la delegación, también agradeció a directivos por creer e impulsar el programa y a los asistentes por el tiempo, dedicación y esfuerzo en el curso.

Al unísono de “Ser K-SAR es un honor que cuesta” concluyó este primer curso, que apoyará a Cruz Roja en su crecimiento, mejora y capacitación para el servicio de la sociedad.

ksar